Destinos en Perú para visitar durante el invierno

El invierno es una época ideal para viajar y explorar diversos lugares que se vuelven especialmente cautivadores. Así que descubre los 5 lugares que deben estar en la lista de viajes al Perú durante la temporada invernal que se abarca los meses de junio a septiembre.

Junín

Se trata de uno de los departamentos más poblados de la sierra del Perú, donde Huancayo, Jauja y Tarma, son las ciudades turísticas que ofrecen áreas naturales, sitios arqueológicos, monumentos históricos y sabrosa gastronomía. Para disfrutar de la nieve destacan las rutas de trekking a los nevados de Tunsho, Sullcón, Antachape y Huaytapallana.

Precisamente, en Huaytapallana, a dos horas de Huancayo, con el tour se llega a la zona de Virgen de las Nieves (a 4.000 metros de altitud.), cuyo ascenso dura alrededor de seis horas (ida y retorno) atravesando lagunas y una gran cantidad de flora y fauna típica de la Cordillera de los Andes.

Huancavelica

Un departamento ubicado entre Lima, Ica, Ayacucho y Junín, sobresale por su sabrosa gastronomía, monumentos históricos y ruinas arqueológicas donde se desarrollaron las civilizaciones Chanka y Wari.

En Huancavelica se puede disfrutar las mejores vacaciones de invierno en Perú al visitar sus casonas e iglesias coloniales de diversos estilos arquitectónicos y recorrer los complejos arqueológicos Uchkus–Inkañan, Huaytará, Incahuasi, entre otros.

Pasco

La capital Cerro de Pasco, es una de las ciudades de mayor altitud del Perú (4.338) donde sus atractivos turísticos más destacados son el Santuario Nacional de Huayllay, con sus bosques de piedra; los baños termales de La Calera, Yanahuato y Goshpim, y bellas cataratas como las de Villa Rica.

También destaca el Valle de Oxapampa, la zona selvática, que en agosto celebra la “Semana Turística y Fiesta Patronal”, con ferias gastronómicas, desfiles, concursos, conciertos y donde se puede degustar la famosa sopa de pelotas preparada con arroz en forma esférica, parrillas, entre otras delicias.

Huánuco

Esta ciudad se localiza a nueve horas de Lima que atrae a los turistas por sus encantadores lugares de sierra y selva. En Huánuco se pueden visitar antiguas iglesias, recorrer la Plaza de Armas y el complejo Arqueológico de Huanucopampa.

No hay que olvidar ir a Kotosh, a 3 horas de la ciudad en auto; un sitio arqueológico donde su recinto del “Templo de las Manos Cruzadas”, llamado así por tener dos brazos cruzados en altorrelieves, cuya antigüedad se remonta al 1.800 A.C.  

Puno

Este departamento que limita con Bolivia ofrece lugares turísticos con edificaciones antiguas que se remontan 300 A.C. y 1.000 D.C.; nevados que sobrepasan los 6.000 metros de altura.; y el famoso Lago Titicaca donde la temperatura en invierno oscila entre los 21° C y -22° C.

En un recorrido por la ciudad de Puno, la capital, se puede visitar la Catedral que data de 1757, la Plaza de Armas, el Museo Municipal Carlos Dreyer, la Iglesia de San Juan, entre otras edificaciones de la época colonial. Desde su puerto parten los tours para el Lago Titicaca y conocer sus milenarias islas, como los Uros, Taquile y Amantani.

Apurímac

Las 7 provincias de Apurímac, ubicadas en la parte oriental de la Cordillera de los Andes, ofrecen paisajes increíbles para disfrutar de las mejores vacaciones de invierno en Perú. Algunos de los destinos más destacados se encuentra Andahuaylas, la ciudad más poblada, o Abancay, la capital.

Un lugar que conocer es la Laguna de Pacucha para la pesca deportiva, observación de aves y disfrutar de los Baños termales de Cachicunca, cuyas aguas tienen poderes curativos. También se puede visitar el poderoso Santuario Nacional de Ampay, que cuenta con varios lagos glaciares donde habitan diversas especies de aves.

Ayacucho

En Ayacucho se encuentran increíbles lugares naturales como la Reserva Nacional de Pampa Galeras-Bárbara D’Achille (en Lucanas), habitat de vicuñas y otros animales.

También se puede visitar el Santuario Histórico Pampa de Ayacucho, escenario de la Batalla de Ayacucho de 1824, y diversos complejos arqueológicos, sus bosques de piedras o los diversos pueblitos que aún conservan milenarias tradiciones Incas.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.