La Navidad y Fin de Año es una época para desconectarse del mundo y compenetrarse más profundamente con la naturaleza y disfrutar de las mejores destinos de aventura